Astenopía: La fatiga ocular que se presenta a fin de año

222La vida diaria del hombre moderno ha sufrido modificaciones sustanciales en cuanto a los requerimientos visuales. El entorno visual del ser humano ha cambiado considerablemente, y se ha visto afectado con una luz artificial que emana de las pantallas a las que nos vemos expuestos casi todo el día, principalmente la del computador.

Dolor de cabeza, visión borrosa y molestias alrededor de los ojos son algunos de los síntomas más comunes cuando las personas comienzan a evidenciar el cansancio del año. Estos síntomas se definen como astenopia o fatiga visual.

Existen dos tipos de esta enfermedad, refractiva o muscular. La primera presenta síntomas referentes a la poca claridad en la vista, visión doble o borrosa y es la más común dentro de los trabajadores. La segunda, en tanto, se refiere a la insuficiencia de convergencia (problemas en la coordinación muscular de los ojos, que tienden a desviarse hacia afuera con la lectura) y es la que puede generar problemas oculares más peligrosos y a más largo plazo.

Los expertos aseguran que, si alguien sufre de los síntomas recién nombrados, es importante hacerse una evaluación optométrica y/o revisar su receta de anteojos, para así comenzar una terapia ortóptica cuanto antes. “Las soluciones ópticas tienen que ver si el paciente necesitaría una corrección visual por algún defecto refractivo previo o mal corregido. Los anteojos neutros no son ayuda suficiente para este tipo de problemas, sino al contrario, crean un efecto placebo sobre los pacientes”, explica Marcela Poblete, capacitadora técnica y comercial de Rotter & Krauss. La experta además, asegura que existen filtros especiales para el tipo de pantallas que generan astenopia, como el VDT. “Ayudan a mejorar considerablemente el contraste cuando se usa el computador y son un alivio para los usuarios que llevan meses frente a una pantalla”, precisa.

Marcela Poblete recomienda además una técnica que funcionó perfectamente en la industria de la optometría de Estados Unidos, para evitar la fatiga ocular. La práctica se llama 20-20-20, que consiste en observar un objeto fijo a 20 pies de distancia por 20 segundos, cada 20 minutos. Haciendo eso el cansancio ocular, los dolores de cabeza y la visión borrosa causada por la pantalla del computador, celular y televisión, pasarían a segundo plano y ayudaría a las personas a terminar el año de una manera mucho más agradable.

Poblete agrega que parpadear 10 veces seguidas de manera fuerte y marcada ayuda, además de realizar movimientos oculares horizontales (de derecha a izquierda), verticales (de arriba hacia abajo, siguiendo la punta del dedo) y circulares (dibujar con la mirada 3 círculos grandes hacia la derecha, y luego 3 hacia la izquierda). También, cerrar los ojos por 20 segundos cada dos horas, mantener una distancia de al menos 50 centímetros entre los ojos y la pantalla en la que se trabaja y situar a ésta a la misma altura de los ojos.