En un 24% aumentan los hurtos de polerones, poleras y chocolates en jornadas previas al Día del Padre

222La compra masiva de regalos vuelve a tomarse el comercio para el Día del Padre y con las aglomeraciones, tanto en el retail como en supermercados, se generan ambientes propicios para que los delincuentes comentan ilícitos.

ALTO, empresa dedicada a prevenir y disminuir los riesgos y las pérdidas patrimoniales que afectan a distintas industrias, liberó un estudio que revela que los días jueves y viernes de la semana del Día del Padre concentran el 34% de los hurtos.

En esta línea, la familia de productos más robados es la de los Chocolates, la que registra un 35% de los ilícitos durante esta semana, seguida por la de Poleras y Polerones; con un 32% y por la de los Shampoo, que marcó un 23%.

El alza de los robos del 24% en las mencionadas especies se registró tras la comparación de la cantidad de los ilícitos cometidos durante la semana en la que se celebra el Día del Padre versus con los sucedidos en la semana anterior, en el año 2015.

Perfil del mechero

El estudio arrojó que los robos en las dos semanas previas al Día del Padre, fueron protagonizados en un 55% por imputados hombres, lo que muestra una disminución si se compara con cifras de 2014, donde este grupo acaparó un 64% de los ilícitos.

En cuanto a las imputadas mujeres, estas alcanzaron un 45% de participación en los robos, lo que revela un aumento en comparación con el año pasado, donde marcaron un 37%.

Del total de detenidos, el 29% corresponde al rango etario entre 30 y 39 años. Le siguen con un 23% los pertenecientes al grupo entre 18 y 24 años, y con un 19% los que se ubican entre los 25 y 29. Respecto al porcentaje de imputados menores de edad, entre 14 y 17 años, se registra un 8%.

Según el informe, los días que concentran la mayor cantidad de delitos son los jueves y viernes, y es entre las 17 y 19 horas cuando ocurre el 38% de los hurtos.

Modus operandi

Durante esta fecha, esconder las especies en carteras o mochilas es el modus operandi preferido por los un imputados, con un 32,6% de ocurrencia. Le siguen esconder los productos entre las ropas, con un 26,5% y esconderlos en bolsas de otros establecimientos con un 11,3%.

Debido a estas cifras, ALTO entrega las siguientes recomendaciones con el fin de evitar este tipo de ilícitos y pérdidas en el comercio:

  • Modificar ubicación de cartelería y adornos para no afectar el campo visual de cámaras de seguridad y vigilancia natural de sala de ventas y lineal de cajas.
  • Reforzar la dotación de seguridad en locales comerciales los días previos al día del padre, especialmente en aquellos que se evidencian mayor número de incidentes. Fijar especial atención en aquellos horarios que se concentran la mayor cantidad de delitos.
  • Realizar rondas permanentes por sala de ventas, en busca de displays abiertos o productos dañados para así promover una sensación de orden de cara al cliente.
  • Evitar trabajar con productos que sean de un tamaño chico y fácil hurto por mecheros, y procurar exhibirlos en sectores con cámaras de seguridad.
  • El personal de seguridad debe atender todas las activaciones de alarma y comprobar su correcto funcionamiento.