Supermercados de Chile A.G. forma alianza con Bureau Veritas Certification Chile S.A.

Debido a que gran parte de la fuerza laboral de los supermercados no tiene experiencia laboral previa y que el 85% de los trabajadores que se despeñan en sala no tienen estudios superiores, las capacitaciones y la experiencia desarrollada a través de los años son elementos importantes en esta industria del retail. “Nuestro capital humano se especializa día a día y con esfuerzo adquiere conocimientos suficientes como para que éstos sean reconocidos”, dice Susana Carey, presidenta de Supermercados de Chile A.G.

Fue así como la industria decidió que era trascendental certificar las competencias laborales de sus trabajadores y lo viene haciendo desde 2010 con excelentes resultados en un trabajo en conjunto con el Sence y ChileValora. Sin embargo, este año entró también a la escena Bureau Veritas Certification, organismo certificador acreditado para realizar procesos de verificación de desempeño en el trabajo. “A lo largo de los años hemos visto cómo se enriquece el ambiente laboral de las empresas cuando existen oportunidades de crecimiento concretas para sus trabajadores. Ellos saben que una certificación no es un regalo y que deben enfrentar una evaluación seria para demostrar sus capacidades, lo que sin duda les retorna un gran orgullo”, dice Erik Luengo L., Gerente Comercial de Bureau Veritas Certification Chile S.A.

La evaluación de las competencias pone atención a los aspectos previos y la experiencia, haciendo una recopilación de evidencias que avalan el ejercicio de las personas. Éstas se realizan en el lugar de trabajo, detectando concretamente la competencia de los aspirantes. Además, no compara individuos, sino que coteja el desempeño de cada uno de los evaluados con un estándar fijado por la propia industria.

“La persona evaluada tiene sólo dos alternativas: o es ‘competente’ o ‘aún no competente’. En la medida que una persona sea evaluada como ‘aún no competente’ se le indicará qué aspectos debe reforzar, generando de este modo sugerencias para mejorar dichos aspectos”, comenta Erik Luengo L. de Bureau Veritas Certification.  De esta manera, la competencia es certificada por un organismo independiente acreditado, garantizando la calidad, transparencia y validez del proceso.

“Este proyecto ha sido tremendamente positivo. Nuestros trabajadores certificados cuentan con un reconocimiento oficial que les permite continuar desarrollándose profesionalmente. El diploma que reciben en una ceremonia al final del proceso, da cuenta de sus años de trabajo, del esfuerzo, sus ganas de aprender y la experiencia acumulada en las distintas cadenas donde trabajan. Desarrollando las competencias laborales de nuestro capital humano, todos ganamos y nuestros clientes son los más favorecidos”, aseguró Susana Carey, presidenta del gremio de los supermercados.