Últimas tecnologías en ropa outdoor permiten disfrutar de la naturaleza a pesar del frío

La lluvia y el frío ya no son impedimento para realizar excursiones o disfrutar de un camping esta temporada. La industria del vestuario y de los implementos outdoor nos presentan hoy varias alternativas que permiten realizar actividades al aire libre sin las restricciones climáticas que nos impone el invierno.  Y es que actualmente la principal característica en chaquetas, carpas y sacos de dormir es precisamente la capacidad para aislar del frío y ser impermeables a la lluvia.

Es por esto que la propuesta de este otoño invierno de la marca Jarden Corporation es disfrutar del aire libre durante todo el año. Así lo señaló José Pablo de la Fuente, Vicepresidente para América Latina de esta compañía, quien aconseja para este invierno abrigarse por capas. “El layering es la técnica de abrigarse de manera tal que podamos ir desabrigándonos en la medida que la temperatura vaya aumentando. De esta forma, evitamos molestias durante excursiones al aire libre, logrando mayor comodidad”, señaló.

La recomendación va por la línea de tener una primera capa de ropa que absorba la transpiración y que no moleste al momento de realizar actividades. Importante también es considerar una segunda capa tipo polar. Finalmente, y pensando en aquellos lugares más lluviosos, lo ideal sería contar con un abrigo impermeable que pueda ser usado en diferentes momentos y lugares.

Actualmente marcas como Marmot ofrecen este tipo de vestuario con altos estándares de calidad, con características de impermeabilidad, poco peso y que cortan el viento. Para destinos con lluvia existe ropa técnica especialmente indicada para estas inclemencias. “Este tipo de vestuario resguarda al excursionista del frío y de la lluvia. Sirve principalmente para mantenerse seco sin sacrificar la comodidad, siendo muy importante elegir la chaqueta y el pantalón adecuado para este tipo de climas”, señaló De la Fuente. En el caso de lugares con mucho frío la recomendación de los expertos es mantener cabeza y cuello

bien abrigados, ya que por ahí es donde se puede llegar a perder hasta un 40% del calor corporal. “Importante también es no olvidarnos de manos y pies, ya que también nos ayudarán a mantenernos abrigados durante las excursiones al aire libre”, indicó.

Acampar todo el año sí es posible

Si el destino elegido contempla alojamiento, los expertos recomiendan conocer con anticipación las condiciones de tiempo, de manera tal que se pueda realizar una buena elección de carpas y sacos de dormir. Actualmente la industria cuenta con equipamiento técnico especialmente diseñado para diferentes tipos de clima. Es el caso de la marca Coleman, que cuenta con equipamiento creado para todo tipo de inclemencias del tiempo. Existen carpas 100% resistentes al viento y a la lluvia, que cuentan con costuras selladas e impermeables por todo el contorno. Además, son fáciles de armar lo que permite reaccionar a tiempo en caso de que el clima cambie repentinamente. “La carpa Instant Tent es un equipo armable en un minuto, muy útil en caso de que la lluvia llegue de improviso. De esta forma podemos contar con un lugar donde guarecernos sin las molestias de tener que armar una carpa durante largos minutos bajo la lluvia”, indicó De la Fuente.

Las carpas tienen capacidad de 2 a 10 personas, como la modelo Elite. Hay alternativas con diferentes habitaciones y espacios, lo que la convierte en la carpa  ideal para ir en grupo o con toda la familia, sin sacrificar comodidad.

En el caso de los sacos de dormir, existe una diversidad de alternativas que soportan temperaturas extremas  de hasta -20ºC, garantizando abrigo.

“La recomendación al momento de realizar actividades outdoor en invierno es tener la información adecuada para elegir un buen lugar y llevar el equipamiento indicado para disfrutar de ese destino. Hay equipamiento adecuado para cada condición de terreno y clima. Porque el invierno no es sinónimo de encierro y Chile tiene lugares acondicionados para visitar todo el año”, concluyó José Pablo de la Fuente.